Bienestar
Comments 6

Escápate con esa persona

escapate con esa persona

“A veces hay que elegir en la vida y a veces la vida te elige a ti” – Gayle Forman.

Escaparse, enamorarse, salir… El caso es hacerlo con esa persona.

Es irte con quien quieras, a donde quieras y cuando quieras.

Porque el mundo ya está lo suficientemente jodido como para que tú también lo estés.

Aunque realmente no hace falta que salgas con nadie. Ni que te enamores. Ni que te escapes con nadie.

No es necesario, créeme.

O mejor aún, no me creas y escápate con esa persona. Pero empieza primero por ti.

Te necesitas a ti mismo

Sabes de sobra que una relación de pareja no se basa en necesitar o apegarse.

Primero empieza por ti, empieza por quererte mucho más y no dejes tu felicidad en manos de otros.

No permitas que se aprovechen de tu debilidad o fortaleza… no lo permitas nunca más.

Entenderás que no necesitas nada más que a ti mismo, lo demás es todo una consecuencia de tu existencia, de tu vida.

¿Suena egoísta?

No, suena a que pensamos que tenemos que estar con alguien sí o sí para encontrar paz y tranquilidad, y desaprovechamos todo nuestro potencial, nos dejamos de querer y empezamos a basar nuestras acciones para servir a los demás.

Y la historia no va así, no va en tener que dedicar nuestra vida a contentar a personas que lo mismo no darían ni un duro por nosotros.

Así que empieza por ti, te necesitas a ti mismo para poder empezar con lo siguiente.

Has decidido salir con la rana

Lo tienes claro, lo sientes, sabes que te gusta y quieres echar todas las cartas sobre la mesa. No importa lo que digan los demás.

Porque si decides hacerlo, asegúrate que no sea perfecto, asegúrate de no pegar en nada con esa persona.

Porque el mundo no está hecho para príncipes o princesas. Está hecho para ti y quizá para otro invitado más.

Sí, esa persona.

Y no salgas con cualquiera, que te quede claro. Sal con alguien que te llene de verdad, que no te haga sufrir a menos que sea en la cama.

Adelante, escápate con alguien que tenga las cosas claras, pero que de repente te compre dos billetes de avión y no sepa ni a dónde te lleva.

Escápate con alguien que sepa lo que quiere, pero que no descuide lo que ama.

Escápate con alguien que no se comporte como la persona ideal, sino con alguien que sea tal y como es.

Y que tenga los pies en el suelo, claro, pero que te haga volar.

En definitiva, no elijas quién.

Elije cómo, cuándo y dónde. Decide salir con la rana, imperfecta y valiente. Bésala y a ver qué sucede.

jake-thacker-113197

Ir a por todas

Nada de echarse atrás. Nada de recular, de decir no quiero o basta ya.

Tenéis que estar en el mismo barco los dos, en el mismo compartimento. Tenéis que navegar juntos a pesar de las olas, el viento, la lluvia…

Porque ya nos hemos equivocado muchas veces y no estamos para juegos.

Basta ya de relacionarnos con personas que no se atreven a nada, que solo miran para ellos mismos.

Estar por estar…  Mejor no estar, largo de aquí, que se marche a otro lugar.

O se va en la misma dirección o no se va, no hay más. Que el amor no es un juego, es algo real.

Y el que quiera jugar, se quemará.

Así que vamos a por todas, escápate con esa persona.

Arriésgate y gana. Pero no te arriesgues con cualquiera, recuerda. Lánzate al vacío con alguien que lo haría contigo, sin importar la caída.

El caso es hacerlo juntos, porque ahí es donde se demuestran las cosas de verdad.

No en palabras, no en mensajes bonitos, no en cartas de amor del siglo pasado. Se demuestra con acciones.

Lo que sucede hoy en día

Damos más importancia a la persona que tiene estudios que a la que no.

Damos más importancia a la persona que tiene éxito que a la que no, aunque seguramente esa persona ya sea “exitosa”.

Nos fijamos antes en la belleza externa que en la interna, y es cuando nos damos el porrazo.

Y la verdad es que muy pocas personas se fijan en la capacidad de la otra persona para saber quién es y qué es lo que quiere.

Y es lo más bonito de todo, conocer a alguien que vive su momento, que no deja escapar oportunidades, que cuando está con alguien lo está de verdad.

No importa en que trabaja o lo que estudia, la cosa no funciona así.

Hay cosas más interesantes que no estarás observando, escuchando. Acabarás perdiendo la opción y creerás que no merece la pena.

Y es por eso que muchas veces no funcionan las relaciones de pareja, porque no escuchan al principio, solo ven lo que interesa… y eso no puede salir bien a largo plazo.

Te preguntas si es tu culpa o si es culpa suya.

No es culpa de nadie en realidad. Es lo último que hay que pensar, quién narices la ha cagado para que esto no termine de cuajar.

Aprovecha el momento, decídete a salir con la persona poco adecuada al puesto. Que máscaras y elegancia hay muchas en el mundo, y son las que acaban siempre mal.

No se trata de elegir como si fuese esto un concurso. Se trata de encontrar sin buscar.

Se trata de escaparte con esa persona sin más…

Paz.


  • Puedes suscribirte al blog por email.
  • También puedes seguir mis escritos en Facebook y Twitter.

6 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s