Bienestar
Comments 4

Lo que necesitas escuchar

todo va bien

“La vitalidad no se muestra solo en la habilidad para persistir, sino en la habilidad para comenzar de nuevo” – F. Scott Fitzgerald.

¿Sabes?

Vas por buen camino.

En realidad, vas por tu camino, y eso es lo que está haciendo que vaya todo bien, que lo estés haciendo tan de puta madre.

Da igual las veces que te caigas por estar mirando a otra cosa, te levantas y sigues, que aquí no ha pasado nada.

Da igual que te estén mirando justo en el momento de la caída porque cuando te levantes vas a sonreír y decir «buenos días».

Todo eso (y más) da igual porque te has atrevido a hacerlo.

Te has atrevido a tomar decisiones, a soltar las piedras que se escondían en tu mochila, a reír pero también a llorar, a dibujar y colorear tu propia vida.

Y en ocasiones, eso es lo que necesitas escuchar.

Pero no escucharlo de cualquiera, necesitas escucharlo de alguien que te quiere de verdad.

Porque escucharlo de cualquiera puede ser un error, ya que tan solo nos reconforta su aprobación.

Escucharlo de alguien que te quiere de verdad es hasta necesario, porque no se morderá la lengua, porque sabe lo que vales realmente y lo que significa para ti.

En algún momento tendrás que dudar, será lo normal.

Pero cuando dudes, cuando no sepas muy bien qué hacer, habrá algo que necesites escuchar.

Y ese “algo” se lo guardan las mejores personas, las que te cuidan y te ofrecen un hogar entre sus brazos, miradas y mensajes que te hacen temblar.

Sin embargo cuando te estés equivocando es importante que también te lo hagan saber.

Y por eso no te lo puede decir cualquiera, porque te hundirá.

Necesitas escucharlo en boca de alguien que de verdad sepa de lo que está hablando.

Que sea una crítica constructiva, no destructiva.

Porque a veces eso también es un gran impulso emocional, sirve como cohete, como propulsor de lo que está por llegar.

Si tienes que seguir, adelante, sigue, pero si has de parar, para.

A veces demasiado positivismo puede ser perjudicial, puede ser más dañino el remedio que la enfermedad, como suele decirse.

Tan solo ten clara una cosa: déjate ayudar por alguien que te ofrezca sus dos manos.

Porque echarte una mano puede hacerlo cualquiera, pero dos…

Es otro nivel.

tyler-milligan-443559

Es una de esas bellezas ocultas que pocos descubren a lo largo de su vida.

Lo que necesitas escuchar cuando todo va mal, cuando te escondes debajo de las sabanas para que ningún monstruo pueda tocarte, cuando ahí fuera todo es color y dentro de ti es todo gris, no es más que un «¿vamos a por ello?».

Y si con eso no te basta, lo sabrá y te dirá que es la decisión adecuada, ni mejor ni peor, la tuya.

Que a pesar de todo es un acto de valentía que pocos se atreven a implementar en su día a día.

Y te ayudará a atarte ese cordón que falta por abrochar, para que pises bien y no haya complicaciones a la hora de caminar tu destino.

Aunque puedes ir solo, también puedes ir acompañado.

Estamos hechos de experiencia, pura y dura, y en esa experiencia inevitablemente han intervenido personas.

Personas que han dejado huella, para bien o para mal.

Seguramente las segundas son las que más has tenido que soportar, pero por eso las primeras son tan grandes.

Tan especiales.

Mágicas.

Por ello a veces, tan solo a veces, necesitamos escuchar palabras que puedan reconfortarnos, y como ya sabes, no deben venir de cualquiera.

Una persona que te admira, que te permite ser tal y como eres, te dirá lo que necesitas oír.

Te transmitirá un mensaje de apoyo y seguridad que nadie puede brindarte, que nadie puede regalarte.

Será un mensaje que te recuerde que estás viviendo tu propia vida, y no la de otros.

Será un mensaje que te recuerde que dolerá, pero más dolerá quedarse quieto y morir en vida.

Será un mensaje que te recuerde que las prisas no son buenas, que un uno por ciento es mejor que nada.

Será un mensaje que te recuerde que dejar ir no significa olvidar, ni borrar… significa sentirse ligero.

Será un mensaje que te recuerde que los valientes no son los héroes de cómic, son las personas que hacen de este mundo un lugar más sencillo con acciones pequeñas, simples y reales.

PD: Que bueno es que te hagan brillar aún más.


Puedes seguirme en Facebook y Twitter si te apetece leer más cosas como estas.

O puede echarle un vistazo a mi ebook “100 pensamientos para la transformación” 🙂

4 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s